Vie. Sep 17th, 2021

1. Introducción al coachingCoaching De Músicos

Play/Pause Episode00:00 / 00:09:53Rewind 30 Seconds1XDownload Episode

Descargar archivo | Reproducir en una nueva ventana | Duración: 00:09:53

Episodio número 1 del podcast en el que voy a contaros un poco más acerca del Coaching. Origen del término, definición y por qué creo que puede ser de aplicación a la vida del músico. Veremos diferentes situaciones en las que algunos aspectos del coaching pueden ayudarnos en nuestro trabajo o nuestros estudios y os cuento algunas de las ideas que estoy empezando a trabajar para futuros cursos.

Ver en iVoox · Ver en iTunes

Enlaces y notas del episodio

Transcripción del episodio completo

¡Muy buenos días! Bienvenidas y bienvenidos a Coaching De Músicos…

… el podcast en el que hablamos sobre conceptos, hábitos, técnicas, estrategias, conductas, habilidades y competencias del coaching personal y empresarial pero enfocados esta vez a la enseñanza musical y la vida del músico en general.

Porque ¡los músicos tenemos vida también! Y aunque a veces se nos olvide, detrás de cada instrumento hay una persona! Así que hoy vamos a dedicar un poco de tiempo más a hablar de esa persona, a hablar de ti; de tus necesidades, aspiraciones, deseos, ambiciones, valores, creencias, frustraciones… y todo lo que esté en nuestra mano.

¡Esto es Coaching De Músicos!

Hoy lunes 3 de septiembre de 2018, episodio número #1, en el voy a contaros un poco más acerca del Coaching. Origen del término, definición y por qué creo que puede ser de aplicación a la vida del músico. Veremos diferentes situaciones en las que algunos aspectos del coaching pueden ayudarnos en nuestro trabajo o nuestros estudios y os cuento algunas de las ideas que estoy empezando a trabajar para futuros cursos.

Pero primero, tengo que recordaros que toda la información, el podcast, el blog, las sesiones, los cursos online y todo lo que necesitéis, lo podéis encontrar en CoachingDeMúsicos.com.

Como comenté ayer, estamos en fase beta, durante la cual podéis registraros gratis, probar toda la web y visualizar los cursos que hay por el momento. Y si veis algo que no funciona o que os gustaría de otra manera, yo estaré encantado de recibir vuestro feedback, cualquier comentario, queja, sugerencia…, para dejarlo todo preparado en los próximos días.

Recordad que para todos y todas las que os registréis en esta fase beta, además de las gracias por vuestro apoyo y vuestra ayuda, si queréis continuar a partir del 15 de septiembre vuestro precio será de 1€/mes, que a la larga significará un descuento del 90% para siempre. Sin permanencia ni explicaciones, así de fácil.

Así que hoy hablamos sobre qué es el coaching. Seguro que habéis oído hablar mucho de esta palabra. Además últimamente está muy de moda llamar coaching casi a cualquier cosa, incluso a cosas que no lo son.

Así que empecemos por el principio: ¿de dónde salió esta palabra?

Pues fue en un pueblo del norte de Hungría en el siglo XVI, donde empezó a desarrollarse un servicio de carruajes rápidos con cabina para varios pasajeros y que tenían unos horarios fijos y unos itinerarios concretos. Digamos que serían los primeros taxis, bueno más bien taxis de linea o pequeños autobuses.

Allí se llamaban “koksi szekér” (ya perdonareis mi húngaro), sería algo como “vehículos de Kocs”, pero pronto este tipo de servicio llegó a Francia para que un siglo después ya se empezara a hablar de “coach”, y pronto a Inglaterra donde en el siglo XXVII ya podemos encontrar en diccionarios referencias como “mail coach” o “coachman” para el conductor.

Digamos que hasta aquí podríamos utilizar la metáfora de alguien o algo que nos lleva para que podamos llegar de un punto a otro. Una metáfora que tiene mucho sentido, por cierto, en el contexto actual, aunque con algunas puntualizaciones que luego veremos.

Pero el primer significado que empieza a resultarnos familiar se empezó a utilizar en el contexto universitario inglés, donde los estudiantes empezaron a llamar “coach” a los profesores que les orientaban en el curso académico, entendiendo que les acompañaban en sus decisiones o en su rumbo académico.

Y ya en su plenitud, a mitad de siglo XX se empezó a utilizar en EEUU para definir a los encargados de entrenar y preparar a los componentes de un equipo deportivo. El término evidencia que de alguna manera no estaban dando importancia solo al aspecto físico, sino que se trabajaban aspectos como la motivación, la preparación mental, la gestión del estrés y de las emociones, etc. Digamos que se trataba más bien de llevarles al estado óptimo para ser competitivos, acompañando a los deportistas de una manera multidisciplinar, alineando cuerpo y mente.

¿Os suena de algo esto?

Más tarde llegan los años 80 y llega también el término al mundo de las empresas, en un contexto en que los resultados de las empresas se medían en términos de excelencia y competitividad, con lo que tener a un “coach” que entrenara o acompañara a los directivos y ejecutivos en busca de estrategias para obtener mejores resultados parecía más que justificado.

Y por fin, a partir de los 90 (bueno, más bien a partir del año 2000) es cuando la palabra se hace famosa ya en el ámbito personal y también en las empresas, pero enfocado no solo a los directivos sino a los trabajadores y a su rendimiento. Y hoy en día casi todos hemos oído hablar de coaching personal o de coaching de parejas.

¡Y ahora también de “coaching de músicos”!

Bien, a partir de aquí, podríamos hablar de muchas definiciones actuales, casi todas las asociaciones o federaciones de Coaching tienen la suya propia, pero casi todas hablan de una manera más o menos técnica sobre un proceso compartido en el que se acompaña a la persona para asegurar su desarrollo y el de sus potencialidades tanto en el ámbito personal como en el laboral. Abarca o se apoya en disciplinas como la comunicación, la inteligencia emocional, la gestión de equipos, de personas, de emociones…

Si queréis yo os propongo una definición fácil de explicar, con palabras llanas, recogiendo un poco lo que dicen todas las anteriores, que sería algo como: “El coaching es un proceso en el que una persona, por sí misma o acompañada de un especialista, diseña un plan o una estrategia basándose en diferentes técnicas, habilidades o adquisición de conocimientos para producir un cambio que le acerque a sus metas.”

Por tanto tenemos el QUIÉN (la persona); el QUÉ (una estrategia); el CÓMO (apoyándose en técnicas); y el PARA QUÉ (para producir un cambio que le acerque a sus metas).

Sí, habéis oído “producir un cambio”. Porque algunas de las palabras que más vais a escuchar hablando de coaching son “proceso de cambio”. Es lógico porque si nada necesita cambiar, si todo está bien, seguramente no se no se plantee nunca la necesidad de un proceso de coaching, pero… pensemos por un momento: ¿estamos de acuerdo en que vivimos en un mundo en el que todo cambia a una velocidad de vértigo? Toda la sociedad cambia, por motivos políticos, económicos, sociales… ¡todo cambia! Y estos cambios afectan a las personas, que también necesitan cambiar o adaptarse a los cambios. No es necesario que hablamos de cambios radicales, pero también las pequeñas adaptaciones suponen cambios.

Y ante estos cambio se puede reaccionar de de dos maneras: con actitud de rechazo (entendiendo que el cambio es la pérdida de lo que teníamos) o con actitud de reflexividad (entendiendo los cambios como oportunidades para mejorar constantemente). Evidentemente, sobre esta segunda actitud es sobre la que nos apoyaremos aquí.

Y ¿qué pasa con nosotros? Con los músicos y las músicos.

En realidad no es que esté tan lejos de las acciones que se han implementado en otros ámbitos, pero muchas veces se han dejado de lado en nuestra profesión, una profesión que exige de nuestra persona muchísimo esfuerzo, dedicación y sacrificio. Provoca estrés y agotamiento. Y muchas veces nos lleva a niveles de competitividad que yo creo que incluso no son demasiado sanos.

La idea en Coaching De Músicos es empezar, por una parte por el trabajo personal (me refiero al trabajo sobre la persona misma desde dentro, desde el autoconocimiento hasta la autoconfianza y autoestima).

Pero además, ayudando a desarrollar ciertas habilidades, de diferentes tipo, que nos acerquen a nuestras metas. En algunos casos pueden ser de tipo directivo o de gestión, de autocontrol, de liderazgo, comunicativas,…

Porque si recordamos cuando hablábamos sobre cómo los “entrenadores-coaches” norteamericanos preparaban a los miembre del equipo, decíamos que “no estaban dando importancia solo al aspecto físico, sino que se trabajaban aspectos como la motivación, la preparación mental, la gestión del estrés y de las emociones, etc., buscando el estado óptimo de una manera multidisciplinar y alineando cuerpo y mente.”

Y cómo músicos vamos a vernos constantemente en situaciones donde nos va a venir muy bien:

  • Conocernos mejor
  • Estar motivados (para seguir adelante, para mejorar día a día)
  • Enfocarnos hacia nuestros objetivos (sabiendo dónde estamos y a dónde queremos llegar)
  • Gestionar el estrés (que el día a día, la exigencia y el sacrificio nos impone)
  • Tener autocontrol y gestionar nuestras emociones (imaginaros en una audición o concierto sin un mínimo autocontrol)

Todas estas son situaciones en las que diferentes técnicas de coaching, que ya se aplican desde hace tiempo a deportistas, empresarios y ejecutivos, pueden ayudarnos a conocernos mejor o directamente a encontrarnos y a partir de ahí dar el salto a trabajar por lo que queremos.

Por eso, os cuento algunos cursos que tengo pensados para los próximos meses y que poco a poco os iré detallando. Por ejemplo:

  • Curso de inteligencia emocional
  • Curso de lenguaje corporal y expresión no verbal
  • Curso de motivación
  • Curso de negociación
  • Curso antiestrés
  • Curso de concentración
  • Curso para hablar en público / Presentaciones / Conferencias
  • Desarrollar la creatividad

Bueno, tranquilos y tranquilas, porque de todo esto vamos a ir hablando con mucho detalle en este podcast. Pero creo que hoy, a modo de presentación, hemos dado bastantes detalles que pueden ser interesantes…

¡Así que esto es todo!

Recordad que “todo esto solo tendrá sentido si es exactamente lo que vosotras y vosotros queréis

Así que espero vuestros comentarios, ya sea en Facebook, en las reseñas de iTunes, en los comentarios de iVoox o directamente en coachingdemusicos.com/contactar.

Esto es todo por hoy, si os ha gustado el episodio de hoy nos escuchamos de nuevo mañana a partir de las 7:11. Hasta entonces: ¡QUE TENGÁIS UN ESTUPENDO DÍA!

Comprate en tus redes…

Etiquetado con:Coaching, Coaching de músicos, Coaching musical

Por Armando Flores

Musico por vocación y profesión, doy clases de canto en una academia para los más pequeños. Desde hace años, escribo en varios medios especializados. Si eres más feliz, dímelo cantando.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *